Mis elecciones con Irene Specht

El estudio se transforma en un cine foro

Cuando ser el tercero no importa